PRODUCTOS

Aceite de coco

Descripción del producto: Aceite extraído de la pulpa del coco a través de un proceso de prensado al frío.

Ingredientes: Pulpa de coco

Procedencia: Sri Lanka.

Presentación: 3.5 kg | 18kg

 


Certificaciones    


Data sheet

 

Materia prima: Fruto de palmeras altas que crecen en ecosistemas tropicales a lo largo de la línea ecuatorial. Al tener un alto valor económico, ambiental y cultural, su cultivo es protegido por diversas regulaciones y normas estrictas en muchos países.

Los cocos, que pueden llegar a pesar un kilo y medio, tienen tres capas: exocarpio, mesocarpio y endocarpio. Las dos primeras componen su parte dura y exterior, conformada  por un tipo de fibra que, además de su uso industrial, se emplea tradicionalmente en Asia y en el Caribe para hacer todo tipo de sogas, alfombras, canastas y cepillos... (Leer más)

Beneficios y usos: El aceite de coco es entre los pocos aceites que contienen ácidos grasos de cadena corta (TCM) y media (MCFA). Al contrario que el resto de las grasas, que se almacenan en las celulas del cuerpo, las grasas del coco no necesitan ni enzimas pancreáticas ni bilis para su digestión. Se invian directamente al hígado, donde se convierten inmediatamente en una fuente de energía, en vez de quedar almacenados como grasa en el cuerpo.
Gracias a esta fácil y rápida absorción, se aligera la carga de trabajo del pancreas, del higado y del sistema gigestivo y el aceite de coco acelera nuestro sistema metabólico, convirtiendo su grasa en una fuente de energía intantánea. Lo ideal para quien quiera adelgazar comiendo sabroso. 
Además es rico en ácido laúrico que es presente en cantidades superiores solo en la leche materna y que tiene  propiedades antivíricas.
El aceite de coco mantiene su estabilidad a altas temperaturas y sus propiedades no se alteran al pasar del estado sólido a líquido ni viceversa. Por lo tanto es un excelente aceite para cocinar, puesto que no se oxida al calentarlo. 

Es ideal para saltear, hornear, cocinar pescado, verduras, palomitas, comerlo con el pan y es un sostituto nutritivo para la repostería. También consumido solo, es muy sano para la salud.  Para cocinar, simplemente, agregue un par de cucharaditas en la sartén o en donde vaya a cocinar.